Somos una empresa de dimensión humana, con un equipo joven y dinámico. La personalidad y las ideas de cada uno, componen cada parte de nuestra empresa y le da esa diferencia.

Para conseguir que Alyes catering sea apreciado por parte de sus cliente, no depende del trabajo de una sola persona, sino el de todos los que trabajamos formando el equipo.

De cara al publico, en las cocinas, en sala, en la logística, en la administración, todos aportan su profesionalidad, su alegría, su entusiasmo al servicio de nuestros clientes.

Es la razón por la que en Alyes catering cuidamos que cada persona de nuestro equipo encaje perfectamente con nuestra filosofía en la atención al detalle y, así, dar el mejor servicio a los clientes en todo momento. También nos aseguramos que  las personas que están dentro del proceso de formación laboral y social participen en los servicios del catering.